• Despidos disciplinarios y por causas objetivas.
  • Reclamaciones de indemnización y Fondo de garantía salarial.
  • Modificación de condiciones de trabajo. Movilidad funcional y geográfica.
  • Expedientes de regulación de empleo (ERE).
  • Asesoramiento en conflictos colectivos y reclamaciones ante la jurisdicción social.
  • Pensiones: jubilación e invalidez.
  • Accidentes de trabajo y enfermedades profesionales.